Ni mucho menos todo aquello que pensamos puede ser real

26 septiembre, 2012 § Deja un comentario

Había que esperar a septiembre para poder comprobar qué sectores absorbían la subida del IVA con mayor holgura, pero sin olvidar que el IVA no ha subido con igual holgura para todos. Una parte del sector cultural se enfrenta a un aumento del 13%.

Estuve reflexionando mucho sobre ello durante el flamígero mes de agosto, esa canícula barroca en llamas que para mí fue tan especial, y llegué a pensar que del rencor y el deseo de venganza no están libres aquellos pobres que reciben el mandato de trabajar para todos los españoles. Me imaginé que practicaban tales emociones y no dudaban en sentirlas de forma concreta y aplicarlas de forma supuestamente abstracta durante su actividad profesional de servicio al pueblo español. El famoso “que se jodan” de aquellos días, fuese dirigido a quien fuera, me parecía una genuína expresión de tal febril deseo de venganza contra casi todo, que hacía vibrar íntimamente a esas personas. Adrenalina en estado puro, pensaba yo.

Había oído decir que la injustificada, desmesurada e insolidaria subida del IVA para los espectáculos en directo, el cine y el teatro quizá no fuera más que una intencionada patada en los huevos a los actores, directores y músicos, tan dados a quejarse y meterse con este gobierno desde que llegó al poder. Y como los escritores y los editores no se aventuraban a menudo por esos escenarios dialécticos, el IVA del libro se mantuvo y no subió, etcétera.

¿Existe el rencor intelectual? Me pregunté.

Bueno, sí, claro, hay ejemplos por todas partes, no pocas guerras se atizaron con ese hierro, me respondí.

Pero después de reflexionar, pensé: partiendo de la base de que uno no puede darse patadas en los genitales con sus propios pies, o el que pega es otro o los españoles que están en el gobierno practican la autolesión patriótica por contorsionismo ya que, sea quien sea el destinatario del “que se jodan”, seguro que no es alemán. Y es muy feo para un patriota desear mal a sus connacionales. Por ejemplo, si es un patriota español y de la cultura de su nación, que no de su dinero, depende su categoría humana.

Entonces comprendí que ello no podía ser posible y cualquier otra explicación sí.

Anuncios

Etiquetado:, , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Ni mucho menos todo aquello que pensamos puede ser real en Conócete a mí mismo.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: